¿Tu ordenador Windows va lento? Probablemente se está deteriorando...

Trucos & Guías

October 1, 2020

¿Acaso los ordenadores no son fascinantes? Con un dispositivo puedes hacer tantas cosas increíbles...

Probablemente reconoces la sensación de llegar a casa de la tienda y finalmente consigues quitarle el empaque a tu nuevo ordenador. Durante los primeros meses, todo funciona muy rápido, pero luego de un período de tiempo puedes sentir como se complica cada vez más. El hecho que tu ordenador pueda empezar a deteriorarse se debe a muchas razones. En esta guía encontrarás una serie de soluciones sugeridas para los ordenadores Windows.

1) ¡Tu ordenador utiliza demasiados recursos!

Síntomas: Tu ordenador es más lento cuando tienes unas cuantas pestañas del navegador abiertas

Tarda un tiempo infinitamente largo para abrir programas

Solución A: Prueba reiniciar el ordenador

Un truco que funciona en casi todos los problemas técnicos es reiniciar el dispositivo. Al reiniciarlo no nos referimos a ponerlo en modo de ahorro de energía, sino que a hacer un verdadero reinicio.

Lo que sucede es que todos los procesos se apagan y restablecen, lo que libera recursos para el ordenador como el disco duro y la RAM.

Para ello, reinicia el ordenador utilizando la función incorporada que se encuentra al hacer click en el ícono de Windows, en la parte inferior izquierda de la pantalla. Luego, selecciona el símbolo de encendido/apagado y haz click en reiniciar. Alternativamente, puedes apagarlo y reiniciarlo manualmente con el botón físico.

Solución B: Cerrar programas innecesarios que se ejecutan en segundo plano

La manera más rápida de hacer esto es abriendo el Administrador de Tareas. Hay muchas formas de abrir esta lista de las maneras "más comunes";

Haz click con el botón derecho del ratón en la barra de tareas (la barra de la parte inferior de la pantalla) y haz click en el administrador de tareas

Presiona CTRL, ALT y DEL para acceder a la visión general de seguridad. Incluso ahí, puedes hacer click en el administrador de actividades

En nuestra opinión, la manera más rápida es presionar CTRL, Shift y ESC.

Lo más probable, es que solo puedas ver ciertos programas. Para obtener una visión completa de los programas que se están ejecutando, haz click en "Más información" en la parte inferior de la ventana.

Ahora puedes ver todos los programas que se están ejecutando y que pueden terminar las actividades redundantes.

2) Tienes demasiados programas en la lista de inicio

Síntomas: Encender el ordenador toma demasiado tiempo

Muchos programas inician cuando enciendes el ordenador

Solución: Configuraciones en "Inicio"

En el administrador de actividades encontrarás un botón relativamente hasta arriba en donde dice "Inicio".

Durante el inicio automático, encontrarás todos los programas que el ordenador abre automáticamente cuando enciendes el ordenador. Puedes ir a través de la lista y apagar programas innecesarios que piensas que no deben iniciarse automáticamente, al hacer click derecho en el programa y luego seleccionar "desactivar". Cuando haces esto, por lo general tu ordenador se iniciará un poco más rápido y habrá menos programas ejecutándose en segundo plano.

3) Tu disco duro está lleno

Síntomas: Ya no puedes guardar archivos

El ordenador se vuelve complicado en general

No puedes ejecutar ciertos programas

Solución A: Limpiar el disco duro

Cuando el ordenador ejecuta programas, se crean archivos temporales que se guardan en el disco duro. Eliminarlos puede mejorar el rendimiento del ordenador. El primer paso es presionar la "tecla Windows + R". Debería aparecer una ventana pidiéndote que escribas un comando.

Escribe "cleanmgr" y luego presiona OK o Enter. A continuación, selecciona tu dispositivo, normalmente Windows (C :). Allí podrás elegir los archivos que deseas eliminar. Se pueden seleccionar archivos temporales de Internet, Descargas (en la carpeta de descargas) y Papelera, si no tienes que guardar ningún archivo en la carpeta de Papelera o Descargas (Guarda los archivos que deseas evitar que se descarguen en otra ubicación).

Luego, confirma tu selección con "Borrar los archivos del sistema" y puedes salir del programa cuando esto esté listo.

Solución B: Desinstalar programas

Encontrarás todos tus programas instalados en el panel de control. Presiona el botón de la ventana y escribe "panel de control". Abre el panel y busca "Programas y características". Luego, selecciona el programa que deseas eliminar y pulsa "desinstalar" justo encima de la lista.

4) ¡Tu ordenador tiene un virus!

Síntomas: Ventanas emergentes, ordenador lento, páginas de internet extrañas que se abren automáticamente, etc.

Solución: Protección de virus

Utiliza la protección de virus propia de Windows, la encontrarás cuando busques "Seguridad de Windows" o cualquier otro programa antivirus. Sugerimos Avast o AVG como alternativas gratuitas. Realiza una búsqueda y elimina cualquier amenaza.

El malware sólo puede extraer muchos recursos y puede ser bueno revisar tu ordenador de vez en cuando.

5) Tienes componentes antiguos o "débiles"

Síntomas: Tu ordenador es incapaz de acceder a muchas pestañas del navegador

(Quieres guardar múltiples archivos)

Solución: Actualizar algunos componentes

También puede ser que tu ordenador simplemente no puede funcionar a los niveles que tú requieres. Siempre existe la opción de actualizar ciertos componentes. Esto es, en la mayoría de los casos, más barato comparado a comprar un ordenador nuevo y un poco más amigable con el medio ambiente. Debes tener en cuenta que normalmente es un poco más difícil actualizar un ordenador portátil que uno de escritorio.

Disco duro: Si tienes poca memoria, puedes comprar discos duros. Hoy en día hay ambos; óptico (HDD) que es un poco más lento y digital (SSD) con una velocidad generalmente más alta.

RAM: O también conocida como Memoria de Acceso Aleatorio es la memoria de trabajo de tu ordenador. Allí, los archivos de programa se guardan temporalmente para que sólo "floten" y no tengas que esperar una eternidad cuando quieras hacer algo. Cuanta más RAM tengas, mejor. No dudes en comprobar qué tipo de RAM necesitas para tu ordenador en particular. La más actual para los ordenadores de escritorio es DIMM DDR4 y para los portátiles SO-DIMM DDR4. La generación más antigua se llama DDR3. Debes tener en cuenta que debe tener el enchufe correcto en la placa madre para cada RAM.

Para resumir:

- Hacer un reinicio adecuado

- Apagar los programas ejecutados en segundo plano

- Ajustar la lista de inicio de Windows

- Borrar archivos temporales

- Quitar programas redundantes

- Actualizar los componentes

Esperamos que con esta guía, hayas logrado acelerar tu ordenador o al menos hayas aprendido algo sobre los archivos temporales y la RAM :) ¿Hay algo que todavía no está claro, o no funciona nada de lo anterior? Reserva un Buddy, ¡en TechBuddy estamos encantados de ayudarte!